jueves, 14 de agosto de 2014

Anónimo de la semana (VI): Txema Anguera



Nabuyoshi Araki


Fue un amor a ras de piel, superficial, nada profundo 
nítido como la silueta del aire.
No acabó de penetrar en los pulsos 
no afectó a órganos vitales
cogido a tiempo, las primeras curas fueron suficientes 
el corazón, apenas corrió riesgos
aquel, fue un amor como la Atlántida
basaba su existencia, en los escritos.



***


Pd: Cosmoanónimos, empieza la cuenta atrás para Anónimos 2.2. Las instrucciones para ser un poeta sin nombre aquí

No hay comentarios:

Publicar un comentario